martes, 28 de abril de 2015

Circunstancias y esencias

El juego de la OCA-sión, (alternativa) y de la oportunidad... Y el juego como "laberinto y encrucijadas", con un itinerario, "propuesto" pero donde cada jugador traba-atrapa-prende, mediante sus pasos - o casillas - las oportunidades. En este juego, aparecen "los puentes".

Los puentes, son esos "soportes" y estructuras (pueden ser incluso instituciones o experiencias, puntuales o temporales) para salvar circunstancias-corrientes-turbulencias... Hay puentes, donde vemos su lado-destino enlazándose lo ulterior y lo posterior, pero hay otros que se guardan su desenlace... A todos se nos da pero, no todos los jugadores tienen la oportunidad de rebasar, y también es verdad, que aquellos que superan los acantilados "insalvables de la vida", adquieren una "comprehensión de la vida-existencia" descubriéndola y dotándola de otra visión y perspectiva.... (las cosas pueden verse de muchos modos, no todos alcanzan a ver las cosas de tales maneras)... Sólo aquellos que transitan-traspasan ciertos puentes logran percibir ciertos matices de/en este existir.
Para este camino no vale escuela ni institución de formulas preestablecidas; cada individuo debe prender de su camino las herramientas de su destino -nadie aprende por otro-. (Destino que no es "condición" sino camino y también aquellas herramientas de provisión que haya, cada cual, elegido)... Como caminantes sólo los "exploradores", los que supieron descubrir-vivir, recorrer otros caminos, y volver . Si, porque aprender es un proceso reversible, supone controlar el destino mediante la "suposición" de otras alternativas de itinerario, sin apartarte de tu camino, y alcanzar tu destino. Tu vida la marca tu destino, no tu camino.
Quienes pretenden imponer un trazado (un estilo, un modus, un cauce, o camino... ) a otros, se equivocan. Cada cual, con su "estrella, céfiro, o lucero ...", y así quienes se equivocan, desorientan, confunden y apartan a los caminantes de su camino, haciéndoles tomar senderos y veredas divergentes... a su propio y singular destino.

Las personas somos productos, que dependemos de los ingredientes, pero nunca los ingredientes pueden explicar al producto. Influyen otras variables, los momentos, que son algo más que tiempos, es presión, es humedad, y dedicamiento... Existen muchas más variables que damos por supuesto y sin embargo... Y como cada "sustancia-elemento" "reacciona" a estos factores.

Cuando queremos explicar, para intentar controlar y si es posible, pronosticar, el comportar de una persona, pensamos en "algo" único, cuando en realidad es diverso, y por su diversidad, responderá de modos variados... Las personas vivimos, dependemos de un ecosistema inmunitario, cultural, afectivo, experiencial, (historia... su propia historia) somos también lo que fuimos capaces de aprender, porque los demás nos proveen de muchas más cosas, entre las que, entre ellas, elegimos. Los lugares y quienes nos provean, no condicionan en gran manera las esencias de los productos... Y de todo esto, son aquellos que superan, las adversidades (puentes) y no sucumben en el intento, los que adquieren mayor COGNOSCIMIENTOS...

POR TANTO:
Circunstancias y esencia, "sé, sabemos, lo que fui-mos capaz-ces de aprender".



1 Comment:

  1. Rafael Parejo Herrera said...
    Tu vida la marca tu destino, no tu camino. AL TRANSITAR TU CAMINO VAS DANDO CUMPLIMIENTO A TU DESTINO.

Post a Comment